agosto 14, 2022

Con el sello de una foto, Cristina Fernández recibió a Sergio Massa antes de la jura como ministro | Reunión de una hora con taza de té



«Estamos empezando una etapa distinta y que el Frente de Todos haya encontrado un camino para seguir trabajando juntos, es para mi un dato muy valioso», aseguró el presidente Alberto Fernández en el Salón Blanco de Casa Rosada durante la asunción de la nueva secretaria de Asuntos Estratégicos, Mercedes Marcó del Pont. En ese mismo momento, pero a tan solo unas cuadras por Avenida de Mayo, la vicepresidenta, Cristina Fernández de Kirchner, se sentaba a tomar un té con masitas con el nuevo ministro de Economía, Sergio Massa. Luego de una hora de reunión, la cuenta oficial del Senado publicó la foto que muchos esperaban y que significó el respaldo explícito de CFK al nuevo ministro. Aparecen los dos sonriendo, ella en una punta de una larga mesa y Massa en la otra. «Hablaron de los desafíos que tiene la Argentina y el Frente de Todos para adelante», repitieron en tándem a Página12 desde las dos terminales del oficialismo, sin dar más detalles del encuentro. Ese es uno de los acuerdos y reglas centrales que rigen en la «nueva etapa» que transita el FdT: que no haya ningún tipo de filtración del contenido de las reuniones privadas que los líderes del espacio tienen –desde hace unas semanas– de forma habitual.

«La presidenta del Senado, Cristina Fernández de Kirchner, recibió hoy al presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, quien asumirá el miércoles como ministro de Economía, Producción y Agricultura de la Nación», se limitó a decir la publicación del Senado que tenía como protagonistas a los dos socios del Frente de Todos. La contundencia de la imagen no hizo necesario un texto que contenga un mensaje especial, opinan desde el oficialismo. De hecho, la vicepresidenta nunca se saca fotos con los nuevos ministros que ingresan al gabinete. 

De ese modo, solo con la foto, el apoyo y aval de la vicepresidenta a Massa se hizo explícito. No como había sucedido con la exministra de la cartera, Silvina Batakis, cuyo respaldo, consideran en Casa Rosada, fue «implícito». Cerca del Presidente, horas antes de la publicación de la foto de Massa y CFK, aseguraban que «no sabemos si el apoyo va a ser explícito u otra vez implícito, pero tenemos la certeza de que Cristina no va a cascotear». 

«Antes molestaba que no esté la foto, y ahora el problema es que no tiene un mensaje», se quejaron cerca de la vicepresidenta ante la consulta de por qué habían decidido publicar la imagen con un texto que decía que Massa será el nuevo ministro de Economía. Días antes, el Presidente también había publicado su foto con Massa y escribió que «su visión, capacidad y experiencia nos permitirá seguir trabajando y mejorando la hoja de ruta que nos propusimos para llevar a la Argentina al lugar que queremos y se merece«. En esa ocasión, la toma fue en el despacho del mandatario en la Quinta de Olivos, ambos se mostraron con papeles en las manos y, como el plano de la fotografía era más cerrado, se podían ver con detalle los gestos de ambas caras, que se veían mucho más serias.

Las reuniones entre Massa y CFK, insisten cerca de la vicepresidenta, «son más que habituales y no tienen que ver solo con el contexto actual. Ambos vienen desde hace mucho tiempo intercambiando información». Esos encuentros de Massa, no son solo con la expresidenta sino también con su hijo, el diputado y líder de la Cámpora, Máximo Kirchner. Tanto desde Balcarce 50, como desde el entorno del tigrense, no saben si alguno de ellos dos (CFK o MK) se van a hacer presentes en la asunción del nuevo ministro. El acto será este miércoles a las 17 en el Museo del Bicentenario. 

Tras el acto en la Rosada, el miércoles Massa dará una conferencia de prensa donde va a anunciar nuevas medidas económicas. Aún no se definió si eso se hará en el propio Museo del Bicentenario o en el Ministerio de Economía. Por ahora, Massa se limitó a hacer las comunicaciones que consideró necesarias, como la conformación de su equipo, mediante sus redes sociales. 

Allí confirmó que Raúl Rigo será el secretario de Hacienda; Jorge Domper subsecretario de Presupuesto y que Claudia Balestrini estará a cargo de la Subsecretaría de Ingresos Públicos. Eduardo Setti, en tanto, será el Secretario de Finanzas y lo acompañarán en el equipo, Leandro Toriano, Natalia Capurso y Celeste Izquierdo. También adelantó que el vicepresidente del BCRA será Lisandro Cleri y Leonardo Madcur el Jefe de Asesores del Ministerio. Daniel Marx, por último, integrará el comité para el desarrollo del mercado de capitales y seguimiento de la deuda pública. El martes Massa renunciará a la presidencia de la Cámara y a su banca como diputado. En su lugar, ya es casi un hecho que asumirá la actual vicepresidenta del bloque, Cecilia Moreau (ver nota aparte). 

Otras modificaciones en el Ejecutivo

Desde el Poder Ejecutivo, más allá de los anuncios que hará Massa el miércoles, se siguen notificando cambios. Julián Leunda será nuevo jefe de asesores de Presidencia, en lugar de Juan Manuel Olmos –que ahora ocupará el cargo de viceministro de gabinete–. Además, desde Casa Rosada confirman casi como un hecho que otra modificación será que el ministerio de Transporte, a cargo del massista, Alexis Guerrera, pasará a ser una secretaría dentro del ministerio de Obras Públicas que conduce Gabriel Katopodis. El motivo, explican, es por «la austeridad que se busca en el gasto público».

La asunción de Marcó del Pont y el saludo para Beliz

La asunción de la nueva secretaria de Asuntos Estratégicos, Mercedes Marcó del Pont fue este lunes en el Salón Blanco de Casa Rosada. Ese, además, fue el primer acto que el gobierno realizó después de la designación de Massa. Para el evento se hicieron presentes varios ministros del gabinete nacional como Martín Soria (Justicia); Carla Vizzotti (Salud); Alexis Guerrera (Transporte); Jorge Taiana (Defensa); Daniel Filmus (Ciencia y Tecnología); Claudio Moroni (Trabajo); Tristán Bauer (Cultura); Elizabeth Gómez Alcorta (Mujeres y Género) y la portavoz, Gabriela Cerruti. En la primera fila estuvo uno de los secretarios generales de la CGT, Héctor Daer y el líder de los camioneros, Hugo Moyano, que se sentó al lado del titular de la UIA, Daniel Funes de Rioja. También participó, entre otros, el extitular de la UOM, Antonio Caló. 

Todas las miradas, sin embargo, se las llevó la exministra de Economía, Silvina Batakis, que fue abrazada con mucho afecto por los funcionarios que se hicieron presentes. Ella había sido reconocida por el Presidente en un tweet que hizo luego de su renuncia y también el exministro de Desarrollo Productivo, Daniel Scioli. No así el exsecretario de Asuntos Estratégicos, Gustavo Beliz, que se fue del gobierno luego de una discusión con Fernández. “Quiero darle mi gratitud a Gustavo Beliz, que me ha acompañado lealmente, un hombre de una enorme capacidad y una moral intachable. Gracias por el esfuerzo estos años”, dijo. 

El Presidente también le dedicó unas palabras de agradecimiento a Marcó del Pont por su tarea al frente de la AFIP: «Mercedes fue muy importante en un tiempo muy difícil y ha sido protagonista de distintas medidas que me enorgullezco», expresó. Su secretaría, a diferencia de lo que sucedía cuando la lideraba Beliz, ya no tendrá a cargo la relación con los organismos internacionales, bilaterales y multilaterales de crédito, tarea que formará parte del ministerio de Massa.

Carlos Castagneto, un hombre cercano a la vicepresidenta, y el reemplazante de Marcó del Pont en la AFIP, también estuvo presente: «Estoy muy seguro que con Carlos vamos a seguir en la misma senda, tengo mucha confianza en vos», le dijo Fernández. Al salir Castagneto contó que «CFK me pidió que trabaje y trabaje, como hicimos siempre».



Source link